Roncar en la noche y el riesgo de cáncer

por | Sep 8, 2017

Roncar en la Noche y el Riesgo de Cáncer

Por más increíble que parezca, es posible que esos ronquidos al dormir puedan causar cáncer.

Para entender lo previamente mencionado, es necesario conocer sobre la problemática del ronquido y estudiar la situación para prevenirlo, si usted, en lo personal, es víctima de esta patología.

Cualquier persona que haya experimentado casos de ronquidos continuos, reconoce lo tedioso que puede llegar a ser el problema; principalmente ocasiona trastornos del sueño por la falta de descanso que este provoca e incluso, está demostrado, que puede ser el propulsor de un futuro diagnóstico de cáncer.

La verdad es que el roncar es sólo un indicio de posibles síntomas de algo mayor, el tema del día: el síndrome de apnea obstructiva.

Definición y Relación

Se le conoce como apnea del sueño al trastorno que afecta la frecuencia respiratoria del que la sufre, provocando pausas durante ella. La naturaleza de la condición proviene al combinar la disminución de oxígeno con los típicos ronquidos nocturnos, que puede perturbar no sólo el sueño sino la salud general del individuo si esta sucede de manera constante.

Éste trastorno aparece mayormente en hombres y su causa tiene relación con las fases del sueño en el que los tejidos se cierran y bloquean las vías respiratorias. Otros factores considerables a ocasionar apnea del sueño son la obesidad, el volumen de las amígdalas, una incorrecta posición al dormir y, en caso drásticos, diabetes.

“Los pacientes que sufren de apnea obstructiva del sueño, por lo general sufren de hipoxia intermitente durante la noche. Diversos estudios demuestran que la hipoxia intermitente tiene el severo potencial de promover la formación de diversos vasos sanguíneos en tumores,” comenta el doctor español Antoni Vilaseca, quien resume esto de manera explícita y sencilla.

Gravedad del Trastorno

En pocas palabras, debido el proceso de la hipoxia, los tumores tendrían un acceso mayor a nutrientes y, por ende, su desarrollo aumenta, formando el temido cáncer.

La investigación más relevante fue dirigida por el Dr. Antoni Vilaseca y sus colegas, en donde se usaron 24 ratones divididos en dos grupos (12 experimentales y 12 a controlar) y fueron sometidos a distintos niveles de hipoxia, similares a la apnea del sueño. Al final fueron señalados entre sus resultados que quienes padecieron intermitentemente, tenían más probabilidad de sufrir crecimiento y metástasis del tumor.

El impacto que estos estudios influyen bastante en la investigación del cáncer, una problemática que ha estado presente en nuestra sociedad desde hace muchísimos años.

 

 

Solicitar una cita

Pin It on Pinterest

Share This